Cuantas veces hemos escuchado en las historias de amor de amigos, conocidos, familiares frases como “ se perdió la magia”, “ él o ella se lo robo”, “ todo era muy tranquilo, pero no era tan motivante”, “ creí que iba a cambiar”, “ no estábamos destinados a ser” entre otras, incluso puede que en algún momento hemos usado estas frases junto con la sensación de tristeza como consecuencia natural de la perdida de una experiencia significativa o frustración al identificar estás “razones” por las cuales no funcionó esa relación que empezó tan bien (o quizás no), pero ¿qué pasa cuando relación tras relación siguen apareciendo estas mismas razones? ¿se siguen cometiendo los mismos errores? ¿en cada nuevo intento aparece esa sensación de buscar algo imposible?

Si la respuesta fue sí a las preguntas anteriores, los podría llevar a conclusiones como “el amor no es para mí” o “los de ahora ya no saben amar” y anhelamos estar en una época distinta, esa en la que se tenía claro que las relaciones de pareja se luchan, se debe resistir, son incondicionales, sin una salida, las personas cambian cuando llega la o el indicada o que el amor de la vida está predestinado, sin importar lo que pase seguirán juntos, la pareja que elijas es para toda la vida, tu eres mía y yo tuyo, un compromiso implica sacrificio, etc .

Algunos de estas características lo hacían ver ideal y crecimos con la expectativa de alcanzar ese modelo de pareja, pero si nos tomamos un momento para analizar como se ve el amor romántico desde hace muchos años encontramos factores comunes en esa percepción, por ejemplo, es usual que en obras de teatro, stand up comedy, películas, series, reuniones familiares se hagan bromas o comentarios sobre como las personas con pareja sufren y los solteros son afortunados de vivir su vida con tranquilidad y libertad, siempre y cuando no hayan pasado de determinada edad y depende de su género, una mujer de más de 30 y sin pareja ya no es una mujer feliz sino triste y aburrida o un hombre de más de 30 es feliz y atractivo pero vacío porque no tiene a quien proteger y cuidar lo que hace parte de su naturaleza. Todas estas cualidades hacen parte de los mitos del amor romántico que conllevan un alto costo emocional y capacidad de autonomía de ambas partes de la pareja o solo de una, sin embargo, al no evidenciar en nuestras relaciones lo que “debería ser” llegamos a sentir una gran frustración y dolor o que por el contrario existan dificultades para establecer relaciones sanas (Galicia et al.  2020). Hemos encontrado que problemáticas como un temor intenso a la soledad, violencia en parejas, dependencia emocional tienden a estar relacionadas con esos mitos del amor romántico (Ducuara, Calderón y Galindo, 2021) y que además afecta sobre todo a personas jóvenes en el establecimiento de relaciones de pareja sanas (Guzmán, 2021).

¿Cómo hacemos para evitar que esta variable afecte nuestras relaciones? Lo primero será identificar honestamente que es lo que consideramos amor, como debería ser, que esperamos y como nos gustaría ser dentro de esa relación, puede que lleguen algunas características que no nos gusten o que podríamos clasificar como “toxicas”, será importante estar abiertos a esta exploración teniendo en cuenta que estás creencias pueden cambiar, que no nos determinan como persona y que están relacionadas con nuestro contexto, cultura y enseñanza por lo tanto no es algo que queramos o anhelemos y está bien, el objetivo de identificar esas creencias es que será más fácil elegir nuestro comportamiento cuando este guiado por alguna de esas creencias y direccionarnos más hacia otros valores que no impliquen un sacrificio, lucha o un alto costo de nuestro propio bienestar para mantener una relación. Puede ser un proceso difícil, recuerda que puedes apoyarte siempre de un especialista en salud mental que te de una perspectiva diferente y sea más fácil hacer tu proceso de cambio.

 

Lina Castro

Lina Castro Méndez – Psicologa.co – Especialistas en Salud Mental

www.psicologa.co – Especialistas en Salud Mental – 320 3379561 – Bogotá, Colombia

Psicologa.co 

Somos un grupo de Especialistas en Salud Mental en Bogotá para el tratamiento de Depresión, Ansiedad, Trastornos Emocionales y proceso de vida en niños, jóvenes, adultos y parejas. Puedes pedir una cita con un especialista en los siguientes canales y comenzar tu tratamiento hoy mismo.

Psicologa.co – Especialistas en Salud Mental

Psicologa.co

 320 3379561

Consultorios Carrera 16  # 80 – 77  – Barrio Antiguo Country – Bogotá, Colombia. 

  Psicologa.co – Especialistas en Salud Mental

Depresión Bogotá, ataque de pánico, ataque ansiedad, psicólogos en Bogotá, psicólogos, depresión, Ansiedad, psicologa, psicologa.co, ayuda psicologica, Psicoterapia, terapia depresión, sentido de vida, terapia ansiedad psicoterapia, depresión postparto, Salud Mental, stress, habilidades sociales, adolescentes, estres, stress, insomnio, sueño, ayuda psicológica, meditación, desempleo, anorexia, vejez, parejas, relaciones